Los agridulces días del “Chucky” Lozano en Nápoles

La llegada de Hirving Lozano al Napoli generó altísimas expectativas al arrancar el campeonato 2019-2020 de la Serie A italiana, entre otras cosas por tratarse del fichaje más caro en la historia del club azzurro. Sin embargo, la participación del “Chucky” en su nuevo equipo ha sido más bien discreta, sobre todo a partir del nombramiento de Gennaro Gattuso como entrenador, pues lo ha relegado al banquillo y apenas ha visto acción en la cancha.

Por fortuna para el mexicano, estas horas bajas para él en lo deportivo se han visto compensadas por un periodo de plenitud en su vida personal y familiar. Aquí te compartimos algunos de estos contrastantes aspectos en la vida del “Chucky” en Nápoles, a la espera de que pueda volver a mostrar su gran talento como futbolista.

El punto de partida: sus éxitos con el PSV Eindhoven

PSV v De Graafschap - Dutch Eredivisie
Foto: Edwin van Zandvoort/Soccrates/Getty Images
Foto: Edwin van Zandvoort/Soccrates/Getty Images

Tras sus primeras y muy destacadas temporadas como futbolista profesional con el Pachuca, muy pronto el joven canterano de los Tuzos dio el salto al futbol europeo para vestir la camiseta del PSV Eindhoven.

Su etapa de dos años con el club holandés, entre junio de 2017 y agosto de 2019, fue por demás prolífica y exitosa, pues ya desde su primera temporada en la Eredivisie se convirtió en el mejor goleador de su equipo y en pieza clave para que los Granjeros conquistaran un título de liga. Al año siguiente mantuvo su buen nivel y su cuota goleadora, por lo que, a pesar de que el PSV tuvo que conformarse con el subcampeonato, “El Chucky” captó la atención de clubes de primer nivel en Europa, como fue el caso del Napoli.