Las Complicadas Reglas Que Debe Seguir La Princesa Kate Middleton

Al contrario de lo que mucha gente piensa, la vida de la Familia Real no es todo glamour. Ellos deben seguir un estricto protocolo. Desde que se casó con el Príncipe Guillermo, Kate Middleton debió adaptar su estilo de vida a las reglas establecidas para vivir bajo el reinado de Elizabeth II.

Algunas prohibiciones son polémicas y para nada femeninas, como el hecho de no poder trabajar y ganar su propio dinero. Además, Kate debe cuidarse de no besar o abrazar a su esposo en público ya que así lo demandan las reglas. ¡Conoce algunas de las normas que la Duquesa de Cambridge debe cumplir!

Nada de autógrafos

Foto: Chris Jackson/Getty Images.
Foto: Chris Jackson/Getty Images.

La duquesa de Cambridge se convirtió en una celebridad después de que ingresó a la Familia Real. Por ello, sus fanáticos le han pedido variados autógrafos que ella no puede conceder. Según las reglas de la corona, ella no puede firmar documentos y sólo sí podrá si son oficiales y que previamente hayan pasado por la autorización de la reina. El motivo de ello es que esos documentos podrían falsificarse en nombre de algún miembro de la realeza. Por ende, sólo fotos y apretones de manos son permitidos.

No puede trabajar

Foto: Jonathan Brady – WPA Pool / Getty Images.
Foto: Jonathan Brady – WPA Pool / Getty Images.

Esta regla es un poco extraña al tener en cuenta el contexto mundial actual. Antes de que se casara, Kate trabajó durante un tiempo en la empresa de su país en la cual entregaba mercadería y organizaba eventos. Ella tenía el deseo de desarrollar una carrera diplomática. Pero luego del casamiento, tiene prohibido trabajar, y lo que podrá hacer es visitar o fundar organizaciones benéficas.

La reina en el primer lugar

Foto: Dominic Lipinski-WPA Pool/Getty Images.
Foto: Dominic Lipinski-WPA Pool/Getty Images.

Si en algún momento de tu vida puedes compartir una comida con la reina, debes saber que si ella acaba de comer, todas las personas sentadas en la mesa también deben dejar de hacerlo. Esta regla se aplica también a todos los miembros de la Familia Real, incluida Kate Middleton. ¿Te imaginas teniendo que parar de comer si la comida es realmente gustosa?

Nada de mejillones y ostras

Foto: Pool/Sam Hussein/WireImage/Getty Images.
Foto: Pool/Sam Hussein/WireImage/Getty Images.

¡Es cuestión de salud! La regla fue creada porque si se cocina de manera inadecuada, los frutos de mar pueden causar una intoxicación muy importante, y no se puede correr este riesgo. Asimismo, existe un método de envenenamiento que es considerado común entre los gobernantes de tiempos antiguos a través de la cocina del mar. Todo cuidado es poco cuando se es miembro de la Familia Real.

¡Ojo con el color de las uñas!

Foto: WPA Pool/Getty Images.
Foto: WPA Pool/Getty Images.

¿Has pensado bien antes de qué color de esmalte elegir cuando te pintas las uñas? Kate Middleton sin dudas que sí porque no puede elegir cualquier color. Según el Código Real, la duquesa de Cambridge puede apenas usar una paleta de colores. La manicura de Kate acostumbra tener dos tonos: Un rosa suave 28 Rose Lounge (Bourjois) y un pálido 423 Allure (Essie). Siempre el tono de las uñas debe ser el natural en los eventos oficiales. La misma Reina es quien da el ejemplo al usar el mismo esmalte desde ¡1989!.

Prohibidas las redes sociales

Britain's Catherine, Duchess of Cambridge, attends a service of commemoration and thanksgiving to mark Anzac Day in Westminster Abbey in London on April 25, 2019
Foto de VICTORIA JONES/AFP via Getty Images
Foto de VICTORIA JONES/AFP via Getty Images

Es una normativa muy complicada para la actualidad. En la Familia Real existe una prohibición en relación al uso de las redes sociales. Los miembros no tienen cuentas particulares. Esta regla existe para evitar que sus secretos no salgan a la luz. Pero lo que sí existen son cuentas oficiales de la corona en la que se demuestran los eventos del día aunque son administradas por profesionales de la comunicación que se encargan de escoger las fotografías y los textos con mucha atención.

¿Cariño en público? ¡NO!

Foto: David Rogers/Getty Images.
Foto: David Rogers/Getty Images.

¿Has pensado alguna vez en qué harías si no puedes abrazar o besar a tu marido o esposa en público? La Reina considera inaceptable las demostraciones de afecto en público. Es improbable que algún fotógrafo llegue a conseguir un momento de intimidad entre Kate y Guillermo. Pero las reglas exigen nada de cariño, sólo puertas adentro.

Atención a la ropa

GettyImages-1195952871
Foto de Pool/Samir Hussein/WireImage
Foto de Pool/Samir Hussein/WireImage

Antes del casamiento, Kate llegó a ser vista con ropa de pieles. Ya casada, ella no puede lucirlas, a menos que dichas pieles provengan de animales que no hayan sido sacrificados. ¡Al fin una norma que la sociedad aprueba!. La razón de ello es que el guardarropa real no debe ser lujoso. La idea de no llamar la atención ha sido muy difícil para Kate que es vista como un modelo de rol femenino.

No pueden votar

kate-hair-in-the-wind
Foto: Max Mumby/Indigo/Getty Images
Foto: Max Mumby/Indigo/Getty Images

Ningún miembro de la Familia Real puede votar o presentarse para una candidatura en el parlamento. Todos los monarcas deben mantenerse neutro para no perjudicar la reputación de la familia. Vale aclarar que la regla es un consenso porque no existe de por sí una ley que les impida ejercer el vote. Pero… ¿quién se animaría a desobedecer a la poderosa Reina?

Cuidado con el vestido

Foto: Mark Cuthbert/UK Press via Getty Images.
Foto: Mark Cuthbert/UK Press via Getty Images.

Cuando era más joven, Kate estaba acostumbrada a vestir ropajes más osados y lucir de manera llamativa. En la actualidad, ella ha modificado todo su armario y viste casi siempre con ropajes simples. La esposa del Príncipe Guillermo luce siempre elegante y casi nunca se la ve con pantalones. Si quieres copiar su estilo, usa faldas, vestido, ropa bien ajustada y por supuesto, no olvides el sombrero.

Evita lucir de negro

Foto: Chris Jackson/Getty Images.
Foto: Chris Jackson/Getty Images.

Los miembros de la realeza son instruidos para no vestirse de negro durante el día. Para la Familia Real, dicho color debe se únicamente utilizado para períodos de luto y en extrañas ocasiones para eventos nocturnos. Por ello, cuando algún miembro de la familia viaja para otro país, debe llevar un ropaje de color negro. En caso de que algún familiar fallezca, deben estar vestidos para la ocasión. La regla se estableció cuando Jorge VI, el padre de la Reina Elizabeth II, falleció y ella estaba de viaje por África, al llegar no tenía ropa negra en su avión para modificar su vestuario.

No pueden jugar al Monopoly

Foto: Lynne Cameron/PA Images via Getty Images / Danny Martindale/WireImage.
Foto: Lynne Cameron/PA Images via Getty Images / Danny Martindale/WireImage.

¡La regla con la que menos concordamos en este artículo es esta! Dentro de la casa real está prohibido jugar al reconocido juego Monopoly o Banco Inmobiliario. El motivo recae en que el duque de York, en 2008, lo definió como un pasatiempo “vicioso“. Por ende, los subordinados de la Reina deben abstraerse de este juego. ¿Cuál será el pasatiempo favorito de la realeza? Al final, no creemos que le falte entretenimiento.

Viajes con toda la familia

Foto: Chris Jackson/Getty Images.
Foto: Chris Jackson/Getty Images.

¿Vacaciones en familia? Sólo si están muy bien planeadas. Los miembros de la Familia Real no pueden viajar todos juntos en un mismo avión, barco o tren. La regla surgió para evitar que los posibles herederos al trono británico murieran en caso de tener un accidente. Por lo tanto, es improbable que Kate viaje con su marido y con su suegro, el Príncipe Carlos al mismo tiempo.

Embellecerse de manera seguida

Foto: Chris Jackson – WPA Pool/Getty Images.
Foto: Chris Jackson – WPA Pool/Getty Images.

¡La duquesa debe lucir siempre impecable! Ella nunca sabe cuando será fotografiada o invitada a un evento importante con su marido. Por ello, ella siempre debe verse elegante, con las uñas cortas y un peinado por demás bonito. Las revistas de Inglaterra afirman que Kate acostumbra ir al salón de belleza hasta tres veces por semana. ¿Más que odiar esta regla, a la gente le sienta bien, verdad?

Religión

Foto: Chris Jackson/Getty Images.
Foto: Chris Jackson/Getty Images.

Así como los demás miembros de la Familia Real, Kate no puede pertenecer a ninguna religión que no sea la católica anglicana. Vale recordar que el monarca de Gran Bretaña es también el jefe supremo de la Iglesia Católica Anglicana. Entonces, de ir en contra, podría causar extrañeza por tener ideales diferentes al de otro miembro de la familia. En 2011, la duquesa atravesó una ceremonia religiosa de confirmación de la Iglesia Angelicana como parte de los preparativos al casamiento con el Príncipe Guillermo.

Anunciar el embarazo

Foto: Max Mumby / Indigo / Getty Images
Foto: Max Mumby / Indigo / Getty Images

Se mantiene un protocolo en cómo deben las mujeres de la realeza actuar cuando se dan cuenta que están embarazadas. Usualmente, cuando un miembro de la realeza pasa por ello, se da a conocer luego de que se atraviesan las 12 primeras semanas pero ¡con Kate hubo una excepción! La duquesa experimentó náuseas importantes durante su embarazo y su familia tuvo que explicar la razón de su ausencia a los eventos oficiales.

El enigma del sexo del bebé

Foto: Chris Jackson / Getty Images.
Foto: Chris Jackson / Getty Images.

El sexo del bebé debe ser mantenido en secreto hasta el momento del nacimiento. La familia real usualmente no es de revelar el género del bebé durante el embarazo. Todo es mantenido bajo estricta confidencialidad antes de que el nuevo miembro de la familia real nazca. La sociedad se embarca en especular sobre ello y apuesta en diferentes casas de azar.

No puede revelar el nombre del bebé

Foto: Chris Jackson / Getty Images.
Foto: Chris Jackson / Getty Images.

Kate no tiene permitido revelar el nombre de su niño antes de que nazca. Por lo tanto, el nombre que la pareja haya elegido no se supo hasta que el niño se asomó. El nombre más elegido para quien finalmente se llamó Louis Arthur, fueron Arthur, Albert y James. Si la tradición se mantiene, como ha ocurrido con el Príncipe George y la Princesa Charlotte, el nombre se dará a conocer en aquel momento.

Juntos en Navidad

Foto: Chris Jackson/Getty Images.
Foto: Chris Jackson/Getty Images.

Los miembros de la Familia Real pasan todos los días de Navidad en el Sandringham Palace, en Norfolk. Otra curiosidad es la regla que se pone en práctica al abrir los regalos. Mientras que el común de las personas tiene la tradición de abrir los presentes después de media noche, en la mañana del día 25 de diciembre, la Familia Real tiene otra. En el palacio, dicha acción ocurre durante la hora del té, en la víspera de la Navidad.

Aguantarás las lágrimas

Foto: Max Mumby/Indigo/Getty Images.
Foto: Max Mumby/Indigo/Getty Images.

¿Puedes contener tus emociones? ¡Kate no tiene otra alternativa!. Desde que ingresó a la Familia Real, ella precisa mantenerse totalmente serena durante todo el tiempo y no puede llorar en público. Es por ello que cuando participa de acciones humanitarias u homenajes, ella siempre se ve tranquila y sin demostrar emociones. Complicado…

Siempre detrás de su marido

Foto: Andrew Chin/Getty Images.
Foto: Andrew Chin/Getty Images.

El mundo ha evolucionado pero las normas de la Familia Real han continuado de la misma manera. Para demostrar respeto para las tradiciones hacia los maridos, Kate debe mostrarse dos pasos por detrás del Príncipe Guillermo cuando se enfrenta a compromisos públicos oficiales. ¿Qué es lo que opinas de esta regla?

La cartera, todo un código

Foto: WPA Pool/Getty Images.
Foto: WPA Pool/Getty Images.

Kate debe estar siempre atenta a lo que la Reina diga o haga. Si Elizabeth deja de comer y luego sitúa su bolso sobre la mesa significa que en cinco minutos dejará la mesa. ¿Recuerdan que se debe parar de comer si la Reina acaba? ¡También existe un código para saber si ella está cansada de conversar con alguien! Para ello, cambia su bolso de mano hacia la otra extremidad.

Su nombre verdadero

Foto: Andrew Milligan/PA Images via Getty Images.
Foto: Andrew Milligan/PA Images via Getty Images.

Cuando contraen matrimonio, los miembros de la Familia Real obtienen un nuevo título. Tras su unión, ella se convirtió en La Duquesa de Cambridge. Y así pasó a ser llamada también en la intimidad. Existe otra curiosidad en relación a su nombre. Como los diminutivos no deben ser usados entre los miembros de la realeza, Kate debe ser llamada Catherine Elizabeth Middleton. ¡Sin apodos dentro del palacio!

El ramo debe ser de Mirto

Foto: Chris Ison / PA Images via Getty Images
Foto: Chris Ison / PA Images via Getty Images

Kate no tenía posibilidad de cambiar la forma en la que se vería su ramo de flores el día de su casamiento. Todas las novias reales ingresan a la ceremonia con un ramo de Mirto, que es un símbolo de buena suerte y felicidad en el matrimonio. La tradición comenzó con la Reina Victoria quien recibió un ramo de Mirto como regalo de la madre del novio. En la actualidad, el Mirto es tomado de un árbol que crece en el jardín real.

El acta real de 1722

Foto: Matt Cardy/ Getty Images.
Foto: Matt Cardy/ Getty Images.

Kate no se hubiera casado con el Príncipe Guillermo sin haber conseguido la aprobación de su familia. Ellos, descendientes de la realeza, deben continuar con el Acta Real de Casamiento 1722. De acuerdo con dicho documento, la familia real debe dar la aprobación antes de que se oficialice el matrimonio. Nos preguntamos como sería el mundo si ella no hubiese sido aceptada.

Nada de opiniones sobre política

Foto: JENS KALAENE/ Getty Images.
Foto: JENS KALAENE/ Getty Images.

Ya hemos mencionado que Kate no puede votar pero ni siquiera puede emitir opinión de manera pública sobre política o lanzarse por alguna oficina de la política de cualquier tipo. Se espera que se mantenga neutral por el resto del tiempo y conserve dicha postura cuando se le interrogue sobre algún tema relacionado.

Las cenas deben ser cuidadosamente planeadas

Foto: Chris Jackson – Pool/Getty Images.
Foto: Chris Jackson – Pool/Getty Images.

Si es que está planeando una cena de festejo, Kate debe estar muy atenta, debe evitar el disgusto y siempre llamar a la misma compañía para que la ayude. La oficina Marshal es la responsable de organizar las cenas. Hasta el orden de las personas que acudirán a las mesas está finamente decidido. Usualmente, los lugares se elijen respecto al orden de llegada, la procedencia, además de tener en cuenta la edad, el idioma y los intereses.

Nada de cenas con ajo

Foto: Samir Hussein / WireImage / Getty Images.
Foto: Samir Hussein / WireImage / Getty Images.

Kate no tiene decisión en cuanto al ajo. La Reina Elizabeth II lo odia y por lo tanto ninguna comida dentro del Palacio de Buckingham puede llevar dicho ingrediente. La buena noticia es que, por fuera de las comidas junto a la familia real, puede ingerir cuanto ajo desee.

Debe aceptar todos los regalos

Foto: Stuart C. Wilson / Getty Images.
Foto: Stuart C. Wilson / Getty Images.

Kate no puede rehusarse a recibir regalos por parte de los fanáticos o cualquier otra persona. De hecho, todos los miembros de la familia real deben aceptar los “regalos” que reciben con una denotada sonrisa. ¡Y en ocasiones sí que reciben obsequios extraños! En 2015, la Reina recibió un trono de la serie Juego de Tronos. El Príncipe Carlos recibió en otro momento una tesis doctoral, mientras que al Príncipe Andrew le acercaron un CD de los Arctic Monkeys.

Nada de sombreros luego de las 6 P.M.

Foto: JOHN THYS / AFP / Getty Images.
Foto: JOHN THYS / AFP / Getty Images.

Las mujeres de la familia real deben llevar sobrero a todos los eventos formales. Luego de las 6 P.M. pueden dejar de vestirlos pero sí las tiaras y coronas. Los accesorios deben ser puestos en un ángulo correcto y de una manera señalada. Tradicionalmente, se colocan en el frente de la cabeza, pero la modernidad ha propuesto que se luzcan a 45 grados.

Debe mantener una imagen limpia

kate-dinner-arriving
Foto: LISE AASERUD/AFP/Getty Images
Foto: LISE AASERUD/AFP/Getty Images

Todos los integrantes de la familia real, especialmente las mujeres esperan tener una imagen limpia. Es por ello que Kate Middleton nunca se sobrepasa cuando se trata de maquillaje y ropa. Piensen en todas las fotografías de la duquesa que andan dando vuelta, ¿Recuerdan alguna en la cual haya mostrado un color extravagante en su rostro? Nada de eso.

Una persona culta, sin excepciones

Foto: Chris Jackson – Pool / Getty Images.
Foto: Chris Jackson – Pool / Getty Images.

Al cumplir el rol de una figura pública que siempre está viajando a compromisos oficiales, Kate necesita estar informada de las diferentes culturas. Es necesario que sepa de la historia y de los lugares a los que se dirige, al igual que la cultura local. En adición, en la familia real, todos deben manejar diferentes idiomas.

10-No le puede dar la espalda a la reina

Foto: Tolga Akmen – WPA Pool / Getty Images.
Foto: Tolga Akmen – WPA Pool / Getty Images.

Una regla más que involucra a la poderosa Reina Elizabeth II es que la duquesa no puede darle la espalda en ningún momento, literalmente. Ella debe ser la primera en dejar el lugar y el resto de la familia real debe seguirla por detrás. A tal punto es el poder de la Reina, nadie se le puede sobrepasar, todos deben seguirla. Es la líder.

Nada de discreciones luego del nacimiento

Foto: DANIEL LEAL-OLIVAS / AFP / Getty Images.
Foto: DANIEL LEAL-OLIVAS / AFP / Getty Images.

Kate no tiene otra alternativa que mantenerse discreta luego del nacimiento de su hijo. Para anunciar la llegada del bebé real a la familia,una águila dorada es puesta encima del palacio con una hoja en la que se informa el género del bebé y el día del nacimiento. Está acción sirve para enviarle un mensaje a todas las personas londinenses. Kate debe lucir hermosa hasta horas antes de traer al bebé al mundo.

Los niños se deben comportar

Foto: Julian Simmonds – Pool / Getty Images.
Foto: Julian Simmonds – Pool / Getty Images.

Se espera que Kate se asegure que sus niños se comporten de manera adecuada todo el tiempo. Mientras que uno espera que lo cumplan, el hecho de que la pareja real tenga tres niños por debajo de los cinco años puede descontrolarse en algún momento. La duquesa parece tenerlo todo bajo control, por lo menos en público. Sus hijos, George de 4, Charlotte de 2 y por ahora Arthur, han lucido impecablemente con sus trajes y por su comportamiento.

El árbol genealógico de la familia real

Foto: Karwai Tang / WireImage / Getty Images.
Foto: Karwai Tang / WireImage / Getty Images.

El promedio de la familia es de 2.4 hijos, y hasta mayo de 2018, Guillermo y Kate tienen tres hijos. Según declaraciones desde el Palacio de Kensington para la prensa local, el bebé nació en el Saint Mary Hospital en Londres, a las 11 a.m. hora local. Es en la actualidad que la sociedad se pregunta si la pareja terminará con la procreación o irán por el cuarto. No hay ninguna regla escrita sobre ello, pero les han manifestado que para dar el ejemplo y no limitar aún más los recursos, sería bueno que no pasaran de los tres.

Siempre con una buena postura

Foto: Chris Jackson / Getty Images.
Foto: Chris Jackson / Getty Images.

Todas las mujeres de la realeza deben sentarse de una manera específica. Simplemente no pueden cruzar una pierna por sobre otra. La posición correcta para hacerlo es con las piernas y las rodillas juntas. Se pueden cruzar los brazos pero con las rodillas en un costado. ¡Por lo menos el tener una buena postura es saludable!

La mandíbula es clave para las fotografías

Foto: Samir Hussein / WireImage / Getty Images.
Foto: Samir Hussein / WireImage / Getty Images.

¿Han notado lo bien que luce Kate en las fotografías que se le toman? Extrañamente se la verá espontánea o diferente debido a que la familia real tiene un protocolo de como mostrarse cuando se le toman imágenes. Cuando una mujer real posa para los fotógrafos debe preocuparse porque su mandíbula quede paralela al suelo. Aprenden ello en una clase de ética porque no es para nada intuitivo ese movimiento.

Las copas deben sostenerse correctamente

Foto: Danny Lawson – Pool/Getty Images.
Foto: Danny Lawson – Pool/Getty Images.

Tomar té en el Reino Unido es sagrado. Pero debes saber como hacerlo de la manera correcta. Cuando se trata de hacerlo con propiedad, no puedes tomar la taza con los dedos ingresados en la taza, solo el pulgar y el dedo índice pueden agarrarla. Debajo de ellos el dedo medio y luego el meñique. Esto, a su vez, ¡no pueden estar separados de los otros dedos! Kate debe practicar ello tantas veces sea posible para no defraudar a la Reina. Luego de todo esto, ¿todavía quieres ser una princesa o duquesa?

La Reina debe saber

Foto: John Stillwell – WPA Pool/ Getty Images.
Foto: John Stillwell – WPA Pool/ Getty Images.

Cuando nace un bebé, sólo hay una persona a la que debe ser notificada antes que nadie. Y esa persona es la Reina. No importa las circunstancias en las que ocurra, esta regla debe ser cumplida en cualquier ocasión. Tomen nota de que el Príncipe Guillermo llamó a su abuela desde un teléfono encriptado cuando el Príncipe George llegó al mundo.