La Historia Del Fútbol

El mundo habla de este deporte que es el más popular de todos. Muchos creen saber lo que es el fútbol pero pocos conocen realmente su historia y como se originó toda esta maquinaria que atrapa a millones de personas.

Mitos de quién lo creó, fechas inexactas que no podrán ser validadas pero lo que sí está establecido es que es el deporte que más pasión administra desde hace cientos de años. Conoce el origen y desarrollo del fútbol.

La primera aparición de lo que conocemos por fútbol

El 26 de octubre de 1863 fue creada la liga inglesa de fútbol en Londres, Inglaterra. Se tomó como modelo el rugby, que ya había sido creado años atrás, y se creó con ciertas similitudes como las faltas y los fuera de juego aunque con ciertas modificaciones. Lo que tuvo como atractivo fue que es simple de interpretar, se deben pasar el balón entre los del mismo equipo y anotar en una portería.

Inglaterra dio los primeros pasos

Dado a que se creó en suelo inglés, ellos fueron los pioneros en la creación de torneos. En 1871 nació la primera competición de la historia, la Copa de Inglaterra hoy llamada Copa FA. Debido a la gran cantidad de adeptos que sumó y el interés general, en 1885 Inglaterra profesionalizó la práctica y la extendió a sus países limítrofes, Escocia, Gales e Irlanda.

Creado el deporte, se crea el ente regulador

El primer organismo que se crea es la International Board. Este fue estrictamente establecido para crear reglas del juego que había apasionado el norte europeo y en consecuencia a la proyección que este tendría. Transcurriría muchos años más hasta que la FIFA se hiciera presente.

Fundación de la FIFA

Luego de que el fútbol fue conquistando varios países, el 21 de mayo de 1904 es fundada la FIFA con 7 países llamados fundadores. Francia, Bélgica, Dinamarca, Holanda, España, Suiza y Suecia fueron quien pusieron la piedra inicial. Lo asombroso es que Inglaterra no se sumó hasta 1905 cuando lo hizo junto a Escocia, Irlanda, Gales, Alemania, Italia, Hungría y Austria.

Primer logro de la FIFA

Previo a 1908, logran que el fútbol sea considerado deporte olímpico. Fue un hecho muy relevante para aquella época ya que los Juegos Olímpicos era la competición que se adueñaba del mundo hasta aquel momento. El primer torneo internacional de fútbol a nivel mundial fue hecho en Londres y lo obtuvo Inglaterra quien se llevó la medalla de oro.

Inicio de los Mundiales

En el panorama de los Juegos Olímpicos, el fútbol fue creciendo a pasos agigantados y es por ello que la FIFA decidió abrir su propio camino y comenzó a organizar los mundiales de fútbol. La gran diferencia entre los JJ.OO y los Mundiales es que en los Juegos sólo se permiten jugadores hasta 23 años y tres adultos nada más. Es por ello que se tomó la decisión y se comenzó a discutir como organizar el primer encuentro mundial.

Boicot europeo a Mundial sudamericano

Bajo el mandato de Jules Rimet, como presidente de la FIFA, se jugó en Uruguay el primer campeonato mundial de fútbol. Las principales naciones europeas decidieron no viajar a disputar el torneo por disputarse en tierras lejanas. Sólo cuatro países participaron, que fueron Francia, Rumania, Yugoslavia y Bélgica. Al igual que México y Estados Unidos de América del Norte y Argentina, Uruguay, Brasil, Bolivia, Chile, Paraguay y Perú.

El local campeonó

Uruguay se quedó con la primera de las ediciones de los mundiales de fútbol tras vencer por 4 a 2 a Argentina en la final. Uno de los mitos que se establecieron es que en el entretiempo y tras estar 2-1 arriba en el marcador, los jugadores argentinos fueron amenazados para que no vencieran. Ese enfrentamiento provocó que la Copa América que se disputaba desde 1917 se dejara de jugar.

Mundial de 1934

Italia fue sede del segundo mundial de la historia y por fin los europeos consiguieron que el torneo llegara a sus tierras. La final nuevamente quedó a manos de los locales cuando Italia venció 2 a 1 a Checoslovaquia. Lo insólito que sucedía en aquella época es que los jugadores que participaban de las ligas locales podían ser parte del seleccionado, es por ello que 4 argentinos salieron campeones con Italia.

Las peleas entre las confederaciones

El campeonato del mundo de 1938 tuvo la particularidad que las confederaciones poderosas se pelearon por quedarse con la sede. Argentina y Uruguay dejaron sus diferencias de lado y se unieron para poder lograr la sede aunque finalmente quedó para Francia. Es por ello que los países americanos, enfadados, no viajaron a disputar el mundial que quedó nuevamente a manos de Italia.

La política y el deporte siempre fueron de la mano

En 1939 se lanzó uno de los conflictos bélicos más importantes de la historia conocido comoLa Segunda Guerra Mundial. Las Potencias del Eje con la Alemania Nazi de Adolf Hitler, los Italianos al mando de Benito Mussolini e Hirohito en Japón entraron en conflicto con los Aliados de Estados Unidos, China y Gran Bretaña. Es por ello que hasta el 1950 no hubo más campeonatos mundiales.

A la falta de competencia se nutrió el mercado interno

Al no tener competencias internacionales debido a la guerra, los países se centraron en sí mismos y potenciaron sus ligas locales hasta el mundial de Brasil 1950. Dicho torneo quedó marcado para siempre en donde participaron Uruguay, Brasil, Suecia, España, Yugoslavia, Suiza, Italia, Inglaterra, Chile, Estados Unidos, Paraguay, México y Bolivia.

El Maracanazo

La final entre Uruguay y Brasil se vio marcada porque el elenco local tenía todas las chances de obtener su primer trofeo del mundo, en su nación y con un equipo que goleaba en casi todos los partidos. Venía de concretarle 7 goles a Suecia, 6 a España y 4 a México, entre otros. El empate le daba el trofeo a la Canarinha pero los uruguayos con 200 mil personas en contra dieron el golpe y vencieron por 2 a 1.

El Mundial de Suecia 1958

De la mano de Pelé, Brasil concretó el mundial que se le había escapado años atrás. Vapuleó 5 a 2 a Suecia en la final. Como también borró la eliminación de Cuartos de Final que habían tenido a manos de Hungría en el mundial de Suiza 1954. Todo ello a pesar de no pisar fuerte en su zona sudamericana.

Torneos internacionales a nivel de clubes

A partir de mitades de los 50´ las organizaciones de Europa y de América comienzan a lanzar sus campeonatos internacionales. En 1956 se crea la liga de campeones de Europa que luego sería la Champions League. Y en 1960 se establece la Copa Libertadores de América donde entraban sólo los campeones de cada federación.

Primera Copa Intercontinental

La primera copa que reunió a los dos campeones de las confederaciones se jugó en 1960 y reunió al Real Madrid de España como campeón europeo y a Peñarol de Uruguay como campeón sudamericano. La final fue un ida y vuelta que se definió en septiembre de aquel año con un 5 a 1 que le encajó el merengue a los uruguayos.

Mundial de Inglaterra 1966

Con la lucidez goleadora de Bobby Charlton, Inglaterra le propinó cuatro goles en la final a Alemania en tiempo extra ya que habían finalizado 2 a 2 en el tiempo regular. Fue la única vez que Los Leones salieron campeones de un torneo mundial hasta la actualidad. Dos de los seleccionados que habían sido candidatos hasta ese entonces como Argentina y Uruguay quedaron vencidos por los europeos en las semifinales.

Brasil se adueña del panorama mundial

En la Copa del Mundo de México 1970, Brasil inició su poderío a nivel internacional y goleó 4 a 1 a Italia. Una característica que resaltó de aquel seleccionado campeón es que formaba con cinco jugadores de posición de diez en el campo de juego que eran Jairzinho, Gerson, Tostao, Pelé y Riveliño. De esa manera se hizo del tercer título mundial de su época.

La decepción de la Naranja Mecánica

El mundial de Alemania 1974 sirvió para que Alemania Occidental se hiciera de su primer campeonato tras el 2 a 1 a Holanda. Aquel elenco holandés no era un equipo cualquiera ya que se trataba de la Naranja Mecánica. El llamado Fútbol Total que era liderado por Johan Cruyff revolucionó la manera de ver el fútbol y fue copiado por muchos elencos de la actualidad como el Barcelona.

El Mundial de la Dictadura

Todos los campeonatos del mundo se ven condicionados por la política y el país en el que se organiza. Lo desgarrador del Mundial de 1978 es que Argentina fue el organizador, como también el ganador en un clima de conflicto brutal del país. La nación pasaba por un gobierno de militares que reprimió a la población. Las dos realidades se hicieron presentes, la algarabía de los goles marcados y el título y el llanto y la tristeza de que a metros personas eran torturadas y asesinadas.