Las rivalidades más destacadas de la Liga MX

Aunque a lo largo de la historia ha habido varios encuentros muy destacables en la liga de primera división del futbol de México, pocos de estos encuentros se han convertido en rivalidades y menos aún se han convertido en clásicos.

MX_logo.png

Foto: Wikimedia Commons/LigaMX

En los casi cien años de historia que tiene la liga mayor del futbol mexicano ha habido grandes rivalidades clásicas entre muchos equipos. Algunos de ellos ya no existen o se han visto relegados a las ligas de ascenso. Aquí te presentamos algunas de estas grandes rivalidades.

Atlas – Querétaro

AFP_17U17K

Foto: ULISES RUIZ/AFP/Getty Images

Una de las rivalidades más intermitentes del futbol mexicano, a pesar de que ambos equipos tienen muchos años de haberse fundado y de estar en las primeras divisiones del futbol. La verdadera rivalidad empezó con los problemas de descenso a los que se enfrentaron ambos equipos, primero en la temporada 2006 en la que Atlas derrotó a Querétaro y así se aseguró de quedarse en primera división y el descenso de los del Bajío. Luego prosiguió en el 2013 cuando ambos equipos se encontraban de nuevo en peligro de descender.

León – Tijuana

_dsc0315.jpg

Foto: Carlos Cuin/Jam Media/Getty Images

Los Leones verdes se han enfrentado pocas veces a los Xolos de Tijuana en la Liga MX, pero esto no quita el arraigo a la rivalidad, que se forjó en varios y duros encuentros en la liga de ascenso. Ya durante el primer descenso del Club León a segunda división en la década de 1980 se enfrentó varias veces al antecesor del actual equipo de futbol de Tijuana, los Potros, hoy extinto. Pero la verdadera rivalidad data de 2007, año en que se fundó el nuevo equipo en la ciudad fronteriza y que León se encontraba de nueva cuenta en la liga de ascenso.

Atlas – Chivas

atlas_27.jpg

Foto: Refugio Ruiz/Getty Images

El Clásico Tapatío es el que, se dice, se juega entre los rivales más antiguos del futbol mexicano. El primer partido entre Chivas y Atlas se jugó en 15 de septiembre de 1916 y desde entonces los jugadores y las aficiones se han enfrentado en gradas y canchas con varios descalabros, sobre todo para el altas que ha descendido a las ligas de ascenso en un par de ocasiones. Hasta la fecha el marcador de esta rivalidad se encuentra en 86 partidos ganados para las Chivas, 69 para el Atlas y 66 empates.

Tigres – Pumas

aq4i1066.jpg

Foto: Hector Vivas/Getty Images

Hace ya tiempo existía un Clásico Universitario, el que era el que enfrentaban los Pumas contra los Leones Negros de la UdeG, la cual llegó a su apogeo cuando se enfrentaron en la final de 1977. Sin embargo al año siguiente, en 1978, la rivalidad entre Tigres de la Univerisidad Autónoma de Nuevo León y los Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México se afianzó en la final, que se volvió a disputar entre ambos en 2015.

Querétaro – León

Querétaro – León

Foto: Cesar Gomez/Jam Media/LatinContent/Getty Images

Esta rivalidad, más geográfica que encarnizada, parte de la permanencia de ambos equipos en la primera división del futbol mexicano. Sin embargo, el Clásico del Bajío, al jugar ambos equipos en esta región de México, no siempre fue esta rivalidad, sino que antes se llevaba a cabo entre el León y los Freseros de Irapuato (ambos representantes de ciudades del mismo estado: Guanajuato). No obstante el Irapuato ahora juega en un amuy distante tercera división y los partidos frecuentes entre León y Querétaro han dado pie a esta nueva rivalidad.

Puebla – Veracruz

Puebla – Veracruz

Foto: Felix Cuneo/Jam Media/Getty Images

Esta rivalidad data de 1944 cuando el Club de Futbol Puebla debutó frente al equipo de los Tiburones Rojos de Veracruz, convirtiéndose así en eternos rivales. Esta rivalidad se ha dado tanto en la primera división como en la segunda, incluso en un trágico partido (para la “franja azul” de Puebla) cuando el Veracruz los mandó a la liga de ascenso en 2005. Entre tanto, el Veracruz también descendió y ascendió, avivando la rivalidad.

Tigres – Monterrey

Tigres – Monterrey

Foto: Azael Rodriguez/LatinContent/Getty Images

El Clásico Regiomontano, entre el Club de Futbol Monterrey y los Tigres de la UANL se ha jugado ya en 124 ocasiones entre partidos de primera división, de liga de ascenso (en 1960 estaban los dos en esa división) y en liguillas. Estos enfrentamientos no sólo son a nivel de cancha sino también en la tribuna. El enfrentamiento más grave ocurrió en 1987 cuando la violencia en la cancha dio paso a que los aficionados se enfrentaran a golpes. El árbitro tuvo que suspender el partido y le dio la victoria a Tigres por abandono del Monterrey.

América – Cruz Azul

América – Cruz Azul

Foto: Alejandro Valencia/Jam Media/LatinContent/Getty Images

También conocida como el Clásico Joven, porque data “solamente” de 1964 (!), esta rivalidad se ha fundado en tanto enfrentamientos en la liga, como en finales, muchas veces no sólo en la misma ciudad sino en un mismo estadio, el Azteca de la Ciudad de México, que compartieron por varios años y ahora, a partir de 2018, volverán a compartir en lo que se construye el nuevo estadio Azul donde jugará el Cruz Azul.

Chivas – América

Chivas – América

Foto: Refugio Ruiz/LatinContent/Getty Images

El Súperclásico, el Clásico de Clásicos, jugado entre los dos clubes más populares de México y los más ganadores de la primera división, con 12 títulos cada uno, esta rivalidad como clásico viene de 1959 pero surge en 1943 cuando ambos equipos entran a la categoría absoluta del futbol mexicano y de donde nunca han descendido. Con 82 victorias a favor de las Águilas y 74 para las Chivas, con 73 empates, la rivalidad se extenderá cada vez más al paso de los años y los aficionados esperan otra gran final de Supercásico como sucedió en 1984 con victoria para el América.

América – Monarcas

América – Monarcas

Foto: Carlos Cuin/Jam Media/LatinContent/Getty Images

El llamado Clásico del Periférico (debido a que las sedes de ambas televisoras se hallan sobre el Periférico de la Ciudad de México) es una rivalidad creada por los dueños de ambos equipos, las televisoras más grandes de México, Televisa de las Águilas y Televisión azteca de los Monarcas de Morelia. Otra cosa que enfrenta a ambos equipos es que los dos utilizan un amarillo muy similar cuando juegan de locales, lo que obliga al otro al usar su tercer uniforme.

Chivas – Pachuca

Chivas – Pachuca

Foto: Hector Vivas/LatinContent/Getty Images

Aunque se trata de una rivalidad “en serio” que data de la época de 1990, cuando los Tuzos del Pachuca fue el equipo dominante y con más campeonatos en la década en el futbol mexicano, el enfrentamiento entre ambos es más bien histórico. El Pachuca asigna la fecha de su fundación en 1892, mientras que el Guadalajara afirma que se fundó en 1906 pero que a diferencia del Pachuca, que era más amateur, las Chivas aparecieron con intención profesional.

América – Pumas

América – Pumas

Foto: Miguel Tovar/LatinContent/Getty Images

La rivalidad entre los Pumas de la UNAM y las Águilas del América data de la década de 1960, fecha en la que el equipo universitario asciende a la primera división y comienzan los enfrentamientos entre ambos en la división absoluta en sus icónicos estadios, el Olímpico Universitario y el Azteca, los dos más grandes del país. Este Clásico Capitalino se ha desarrollado en tres finales del futbol mexicano, dos que ganara el américa y la última que ganara la UNAM en 1991.

Querétaro – San Luis

Querétaro – San Luis

Foto: Elizabeth Fuentes/Jam Media/LatinContent/Getty Images

Mientras se desarrollaron en la primera división del futbol mexicano, los enfrentamientos entre los clubes de Querétaro y San Luis se convirtieron en lo que se llamó el Clásico del Centro de México, al estar ubicados ambos en sedes que están hacia el centro geográfico del país. También llamado el Clásico de la 57, por el número de la carretera que une ambas sedes, desafortunadamente ya no se lelva a cabo desde que el San Luis descendiera hace unos años de división.

Necaxa – Atlante

IMG_0543

Foto: Juan Mejia/Jam Media/LatinContent/Getty Images

Aunque actualmente el Atlante se encuentra en la liga de ascenso, esta rivalidad, conocida como el Clásico del Exilio por algunos, es una de las más añejas y de más enfrentamientos del futbol mexicano. Se le llama del Exilio porque hasta hace algunos años ambos equipos jugaban en la Ciudad de México, compartiendo muchos años el Estadio Azteca entre cuatro junto con Cruz Azul y América. Sin embargo, el Necaxa volvió a sus raíces en el estado de Aguascalientes y el Atlante se mudó a Cancún.

Diablos – Santos

_AM_5312

Foto: Gerardo Zavala/LatinContent/Getty Images

El Nuevo Clásico, ya que en los últimos quince años se han enfrentado ya tres veces en una final, se juega con la rivalidad entre los Diablos Rojos de Toluca y el Club Santos Laguna de la ciudad de Torreón. Además de la obvia diferencia, casi teológica, del enfrentamiento entre diablos y santos, las finales y partidos entre ambos equipos han sido muy emocionantes, y los fanáticos de ambos equipos son férreos.

Santos – Monterrey

IMG_3058

Foto: Armando Marin/LatinContent/Getty Images

El Clásico Norteño (que no hay que confundir al Clásico Regio que se juega entre equipos de Monterrey) se da por la rivalidad entre Santos Laguna de Torreón y los Rayados de Monterrey, ya que ambas ciudades se encuentran en el norte de México. No es poco decir que los equipos y sus aficionados se odian y que los enfrentamientos, qu se han dado también en la liga de la Concacaf, han sido siempre emocionantes y llenos de momentos dramáticos.

Chivas – Cruz Azul

chivas_57.jpg

Foto: Refugio Ruiz/Getty Images

Aunque no alcanza los niveles de popularidad del Superclásico Chivas América, esta rivalidad, que algunos llaman el Cláscio Popular, tiene ya dos enfrentamientos en finales, con un ganado para cada equipo y varios enfrentamientos en liga, liguilla y copas internacionales, con casi igualdad de ganados para ambos y empates. Llamados ambos equipos populares por la supuesta clase social de bajos recursos de sus seguidores, cosa que no es del todo cierta, esta rivalidad ha sido ya fuente de buenos enfrentamientos por varios años y lo será al parecer por bastante tiempo más.

América – Monterrey

América – Monterrey

Foto: Azael Rodriguez/LatinContent/Getty Images

Incitada más por la percibida rivalidad entre la primera y la tercera ciudad más grande de México, entre lo que se considera un enfrentamiento con tintes políticos y socioeconómicos, los enfrentamientos entre América y Monterrey nunca han llegado al dramatismo de los Superclásicos o de los Clásicos Jóvenes, Capitalinos, o del Norte y sin embargo siempre resultan en partidos muy interesantes, entretenidos y en los que los jugadores se juegan el todo por el todo. A esta rivalidad sólo le falta una final para convertirse en Clásico.

Tigres – Toronto

_arp6460.jpg

Foto: Azael Rodriguez/Getty Images

A pesar de ser una rivalidad muy nueva, esta ya perfila para convertirse en el primer Clásico de Norteamérica, al enfrentarse ya ambos equipos, los Reds de Toronto contra los Tigres de la UANL en tres ocasiones con posibilidad de campeonato en la concachampions, el mundial de Clubes y la recién creada Campeones Cup que disputaron estos equipos y disputará el campeón de cada año de la Liga MX y la MLS de Estados Unidos y Canadá.